sábado, abril 20, 2013

las verdades siempre tienen dos partes


Estoy un poco asqueada con el monotema de los bancos. Será porque me estoy viendo involucrada sin comerlo ni beberlo en el tema de los deshaucios, o porque la gente descarga su ira y frustración contra mí y además se cree en su derecho. O quizá porque la evasión de responsabilidad general me saca de quicio. No sé.

 La cuestión es que nadie se plantea que la verdad tiene dos caras. Por una parte, los bancos son unos ladrones, se aprovechan de la gente, hicieron mucho dinero cuando las cosas iban bien y ahora q estamos jodidos, emcima hay que rescatarlos. Manda huevos. Explotan a sus empleados y los exprimen, están eliminando la obra social y lo único que quieren sus directivos es seguir lucrándose mientras, con la excusa de la crisis, bajan el sueldo al currela de a pie que nada tiene que ver con las grandes esferas.

Y más cosas que podría decir, pero,aún así, me quedaría corta. Yo no voy a eso. Voy a que nadie se para a dar gracias por lo que ha conseguido con el boom de las hipotecas. Muchos de los que hoy son propietarios no se paran a reflexionar y a decir "ostia, tengo una casa propia gracias al banco, que me dio la hipoteca". No. No se paran a pensar que con un sueldo de 1000 euros, en condiciones normales, no les darían ni las gracias. Y a muchos se les financió el 100%de su piso porque no habían ahorrado no un euro.

 Eso no da qué pensar? Qué pasa con la gente, que no agradece que algún empleado de banca (no el presidente, ni la junta directiva, ni los accionistas),  confiara en que iba a pagar la hipoteca, aunque fuera justito, para que pudiera acceder a tener vivienda digna? Va a ser culpa de ese empleado que confió en la buena voluntad suya que ahora hayan bajado los pisos, o que haya comprado por encima de sus posibilidades??

Porque, que yo sepa, para que te concedan un préstamo, hay que pedirlo. No se presenta el del banco en tu casa y te regala la hipoteca. Y si no puedes meterte, uno mismo debería saber dónde está el límite.

Por qué hay gente a la que no le pasó nada? Porque muchos no se compraron un coche después de meterse en un piso y cuando estaban ahogados, pidieron una segunda hipoteca. Porque muchos saben que si te metes en un piso, igual en unos años no hay que ir de vacaciones, ni qué decir tiene, cruzarte el Atlántico a golpe de préstamo. O porque controlan el gasto de la visa, y compran ropa en el Primark. O porque, teniendo dos sueldos normalitos, no vienen a pedir 400.000e para comprarte un chalet ideal que han visto a pie de playa. Podría seguir elucubrando, pero ya he dicho lo que tenía que decir. Y digo elucubrando porque este post es producto de mi imaginación, y nada más que eso.

No hay comentarios: